Barcelona se despide con victoria en Champions

Un Barcelona plagado de suplentes se despidió de Champions con un sufrido triunfo ante el Viktoria Plzen checo por 4-2 en la última jornada de la fase de grupos de la competición europea.

Los pupilos de Xavi defendieron el honor del club culé gracias a un doblete de Ferran (44, 54) y otros tantos de Marcos Alonso (6) y el joven Pablo Torre (75), contrarrestado por los dos goles del delantero Tomas Chory (51, 63).

El Barça cumplió así su objetivo de ganar el partido como mero trámite e ingresar una cantidad no desdeñable a las arcas de una entidad que está pasando por un difícil momento económico.

El equipo catalán disputará la Europa League tras la reanudación de la competición el próximo año -comenzará en dieciseisavos de final- al haber sido superado por el Bayern Múnich y el Inter de Milán en el Grupo C, considerada como de la muerte.

El enfrentamiento se inició con un monólogo atacante del azulgrana, dominando la posesión y tocando la pelota de un lado a otro, hasta que llegó Marcos Alonso, quien finalizó una jugada empezada por él mismo al aprovechar un rechace a disparo de Ansu Fati.

Pocos minutos antes, Ferran casi rozó un balón a centro de Jordi Alba desde la izquierda y desperdició un pase a Raphina, lo que habría supuesto al brasileño plantarse solo ante la portería contraria.

El Barcelona dispuso de buenos remates, pero el conjunto checo no se amilanó y empezó a amenazar en varias ocasiones los palos que defendía Iñaki Peña. Incluso, el arquero alicantino evitó una oportunidad clara y el larguero despejo otra.

Al filo de la pausa Ferran amplió la ventaja al rematar a bocajarro tras una asistencia de cabeza de Jordi Alba, un gol concedido por el VAR, tras comprobar que no había fuera de juego del lateral izquierdo.

En la segunda mitad, en una acción a balón parado embarullada se produjo una caída en el área que el árbitro sancionó con la pena máxima. Chory engañó por completo a Peña para meter al Viktoria en el encuentro.

Sin embargo, pocos instantes después, Ferran superó al arquero Jindrich Stanek por debajo tras una jugada de Raphina dentro del área.

Cuando parecía que el Barça controlaba el partido, Chory, el espigado atacante, recortó distancias de nuevo con un remate de cabeza picado abajo para acrecentar los temores de un conjunto al que le cuesta ganar sobre todo sin su estrella, el polaco Robert Lewandowski.

Además, el marfileño Kessié se marchó del campo en el minuto 65 de juego por molestias en una pierna, después de tumbarse en el suelo con síntomas de mucho dolor.

NUEVA PREOCUPACIÓN PARA BARCELONA 

Pero, Rapihna, un jugador que ha estado en entredicho en las últimas semanas por su bajo estado de forma tras el inicio de temporada, entregó un pase a Pablo Torre, quien se quedó solo para rematar a la red. El golpeo alcanzó tal potencia que hasta se lesionó y tuvo que marcharse en camilla del césped.

En la recta final del partido, Erik Jirka lanzó el esférico al palo con de un disparo desde la derecha dentro del área.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *